Opinión: De “inseguridades jurídicas” y Planes Generales

cumplir_leyVigo retoma la ordenación urbanística de 1993. Aunque pueda resultar increíble, la ciudad más importante de Galicia (industria, comercio, población) vuelve 20 años atrás, con las consecuencias que esto supone: construcciones que ahora estarán en suelo rústico y por lo tanto ilegales; alturas de edificios que no están contempladas en las ordenanzas; paralización de la nueva construcción y por lo tanto, estancamiento de este sector (arquitectos, aparejadores, delineantes, ingenieros, topógrafos…); por no hablar del gasto económico que supone la redacción de un nuevo Plan…

Cuesta entender por qué tantos PXOMs que tardan años y años en ser elaborados, consensuados y aprobados; y tras los que se encuentran equipos multidisciplinares de expertos, se caen por “inseguridad jurídica”, pero no algo consistente, sino porque no se ha cumplido un trámite claramente reflejado en la Ley, o falta el informe preceptivo y vinculante de un organismo (Confederación Hidrográfica, Telecomunicaciones, etc.), o se incumplen las afecciones también reflejadas en la propia Ley. No se comprende. En los últimos años hemos tenido varios casos, el más sonado, el del Concello de Ourense, pero también Barreiros (Lugo), Melón (Ourense), A Estrada (Pontevedra) o Ares (A Coruña).

La Ley establece de forma clara cuáles son los trámites que debe seguir un planeamiento y, entre ellos, está el Procedimiento de Evaluación Ambiental Estratégica. Ese procedimiento debe llevarse a cabo de forma paralela a la tramitación del propio Plan, desde que se pone en conocimiento de la Secretaría Xeral de Ordenación do Territorio que se va a iniciar la tramitación de un PXOM, hasta su fase definitiva. De forma pareja, y no como una addenda o documento adicional. Es un procedimiento transversal por lo que, como bien se señala en este artículo, el PXOM de Vigo “ya nació nulo”.

02/12/2015-La Voz de Galicia. “Es probable que se deba redactar un nuevo plan

Establecer la planificación urbanística que va a regir la ordenación y, por lo tanto, el futuro de un territorio durante los próximos 15 años, no consiste en trazar líneas sobre un mapa en blanco, si no en trazarlas teniendo en cuenta el territorio, su patrimonio (natural y cultural), su idiosincrasia particular, sus gentes, sus demandas (reales) y establecer un proyecto a seguir, proyecto que si realmente responde a una realidad, no debería variar substancialmente en función de la corporación municipal, sino adaptarse ligeramente (modularse) y atender a los cambios que se vayan produciendo, sin por ello renunciar a esa idea, que si es buena, coherente y pragmática, no cambiará cada 4 años.

Esta planificación que se realiza atendiendo a una legislación también cambiante (en cuestión de meses o incluso semanas, se aprobará una nueva Ley del Suelo para Galicia, la anterior de 2010), se lleva a cabo en todas sus fases con un diálogo permanente entre el equipo redactor, la corporación municipal o promotor del planeamiento y la administración autonómica. Es por ello que no se entiende que tanto PXOM se tambalee hasta caer, debido a cuestiones serias, pero obvias y claro está, de obligado cumplimiento, que se deberían haber resuelto durante la tramitación del Plan y no tras su aprobación definitiva.

¿La solución es una Nueva Ley del Suelo para Galicia o cumplir las leyes ya vigentes?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s